ABT Tiguan: Potencia y estilo para el SUV compacto de VW

abt_vw_tiguan_x_901cbbd7f025cf349c874aad7.jpg
David Ordás03 abr 2013
El popular Volkswagen Tiguan mejora en prestaciones, comportamiento y deportividad gracias al programa de tuning del preparador germano ABT Sportsline.
El Volkswagen Tiguan se convirtió en el momento de su lanzamiento, en 2007, en uno de los SUVs compactos más deseados, combinando el estilo y la calidad alemana característica de los modelos del fabricante alemán, con las capacidades, utilidad y presencia de un todocamino Premium. Los chicos de ABT Sportsline nos sorprenden ahora con su kit de tuning específico para actualizar en buena medida el SUV de Volkswagen, y hacer del Tiguan un automóvil aún más divertido y exclusivo.
Según las palabras del propio Hans-Jürgen Abt, CEO de ABT Sportsline, «el Tiguan encarna la diversión y la aventura, y por tanto está totalmente en línea con nuestros productos». Es por eso que el VW Tiguan mejora en todos los aspectos con el kit de tuning completo de ABT Sportsline, en el que se mejora tanto el exterior, como la mecánica, sin olvidarnos de los elementos que definen el comportamiento dinámico, y que se han optimizado para hacer del ABT Tiguan un coche más deportivo.
Comenzando por el exterior, el ABT Tiguan mejora su presencia con una nueva rejilla, inserciones en las puertas, un llamativo spoiler trasero, y las cuatro salidas de escape integradas en la defensa trasera. Las llantas ABT, disponibles desde 18 a 20 pulgadas y en acabados ER-C o DR, le dan un toque de distinción al Tiguan, y se suministran en combinación con neumáticos deportivos de altas prestaciones que garantizan el mejor comportamiento y seguridad. Este nuevo calzado más deportivo, se complementa a la perfección con el kit de suspensión ABT y con los separadores opcionales, destinados a potenciar la imagen deportiva y mejorar el paso por curva del SUV de Volkswagen.

abt_vw_tiguan_llantax_1ebb2e03cfcc7a750fe187ea3.jpg

Pero lo realmente llamativo de este programa de tuning, es la preparación mecánica que se ha dispuesto para todas las motorizaciones disponibles, que hacen que sea cual sea nuestro Tiguan, podamos beneficiarnos del plus de potencia que los ingenieros de ABT ponen a nuestro alcance. Por supuesto se trata de preparaciones mecánicas no intrusivas, basadas en la optimización del programa de la ECU, realizado específicamente para cada opción mecánica. Desde el más modesto TDI de 110 CV de origen, que aumenta su potencia hasta los 140 CV, hasta el más poderoso 2.0 TSI, que pasa de los 211 CV de origen a los 260 CV, todas las mecánicas se benefician de la preparación ABT Sportsline.
Incluso los más económicos 1.4 TSI de gasolina de 1,390 centímetros cúbicos, con potencias de 122, 150 y 160 CV, se convierten en auténticos deportivos tras recibir el plus de potencia ABT. El menos potente 1.4 TSI de 122 CV aumenta su rendimiento hasta los 160 CV, mientras que los de 150 y 160 CV pasan a rendir 180 CV y 210 CV respectivamente. Los diésel no se quedan a la zaga, puesto que mientras el diésel más potente de serie, el 2.0 TDI de 170 CV, llega a los 195 CV, el 2.0 TDI de 140 CV alcanza los 170 CV.