ABT A1: Prestaciones para el benjamín de Audi

a fondo ABT A1 1
David Ordás11 ago 2011
210 CV para el pequeño Audi A1 son razones más que suficientes para que Hans-Jürgen Abt, el fundador y manager general de ABT, afirme que estamos ante un auténtico deportivo.
Hace un año os sorprendíamos con la primera preparación que se lanzaba al mercado para el recién llegado Audi A1. De la mano de ABT, el principal tuner germano dedicado en exclusiva a los modelos del grupo Volkswagen, nos llegaba el primer programa de tuning para el A1, centrado en unos discretos cambios en el exterior, y en pequeños ajustes en la mecánica y en las suspensiones.
Nada que ver con el definitivo ABT A1 que ahora os presentamos, un producto más maduro, que lleva al benjamín de Audi a alcanzar cotas de deportividad no alcanzadas de momento por los modelos de serie.
Potencia ExtraPara Hans-Jürgen Abt, el aumento de potencia en el Audi A1 era fundamental, pues incluso el A1 de serie es muy divertido, en particular, en carreteras con curvas - y precisamente por esta razón nos hemos centrado en proporcionar potencia extra. Así los ingenieros de ABT se han puesto manos a la obra para potenciar todas las versiones del A1, poniendo el máximo empeño en el 1.4 TFSI, motor con el que el ABT A1, alcanza las cotas máximas de potencia.
Las mejoras en el rendimiento, se consiguen con la utilización de los nuevos mapas de potencia suministrados por las unidades de potencia ABT POWER. Con la simple instalación de la nueva unidad de control electrónico, el motor 1.4 TSI Twincharger de 185 CV rinde ahora 210 CV, suficientes para que el pequeño deportivo alcance una velocidad máxima de 240 kilómetros por hora, y acelere de 0 a 100 en 6,6 segundos.
Con estos números, el pequeño ABT A1 puede plantar cara a los coches más rápidos de la categoría, como el Mini John Cooper Works, o el Citröen DS3 Racing, y no solo en las rectas, pues los cambios introducidos en suspensiones, llantas y neumáticos específicos, mejoran su respuesta en zonas viradas. Por eso en ABT están seguros que han creado un pequeño deportivo que puede ser tanto el perfecto compañero de viaje, como una bestia en las curvas.

a fondo ABT A1 2

Las opciones de personalización exterior son muy extensas, y van desde las obligadas llantas en 17 o 18 pulgadas, hasta un nuevo faldón delantero, taloneras laterales, un llamativo alerón posterior con insertos en aluminio cepillado y el faldón inferior trasero con deflector aerodinámico.
En España el programa de tuning está ya disponible de la mano de MT Performance, con potenciaciones tanto para el 1.4 TSI, también en su versión de 122 CV, que se potencia hasta los 160 CV, como para el 1.2 TFSI de 85 CV que aumenta la potencia hasta los 115 CV. También las versiones diesel se benefician de las unidades de potencia ABT POWER, y los 1.6 TDI de 90 y 105 CV, pasan a rendir 110 y 125 CV respectivamente.